La ministra argelina Mounia Meslem propuso el día 30 de noviembre de 2016 que renuncien al sueldo las mujeres que están casadas. Esto despertó el descontento en la ciudadanía argelina, la cual se hizo sentir en las redes sociales.

Se propone que las casadas renuncien al sueldo

La ministra de Condición Femenina y Solidaridad Nacional de Argelia propuso el día 30 de noviembre de 2016 que las casadas renuncien al sueldo, de esta manera contribuirán a que el estado salga de su terrible crisis económica, crisis que se agudizó cuando el petróleo bajo drásticamente de precio. Según palabras de la ministra, si el estado necesita que las casadas renuncien a sus sueldos para ayudar al Estado, así debe ser. Al fin y al cabo, no son los ingresos que tengan las casadas lo que les permite vivir, sino que son sus esposos los que se hacen cargo de ellas.

Palabras como las anteriores hizo que se desataran la furia a través de las redes sociales. Según afirmó el sitio Algérie-Focus, dicha propuesta se trata de la más exagerada y menos acertada de toda la historia política. Declaraciones como esas demuestran la imposibilidad del Gobierno a la hora de buscar soluciones viables ante la crisis económica. Además, un lector dicho medio mencionó: La crisis que presenta el país se debe a que los puestos más importantes en el Gobierno son incapaces de manejar la crisis económica.

A pesar de que los miembros del Gobierno argelino entregara a la tesorería pública el 10% de sus respectivos salarios a partir del mes de enero de 2017, muchos han manifestado que dicha medida no conduce a nada.

Al mes de diciembre de 2016, gran parte de las mujeres trabajadoras tuvo que  contribuir con sus sueldos a los gastos que tengan sus respectivas familias. Si no lo hicieran, sería prácticamente imposible para muchos argelinos llegar a final de mes. Aparte de esto, Argelia ha paralizado muchas obras de construcción, las cuales generan miles de empleos por todo el país.

Dejar respuesta